Argentina
México
España

 


Hojas de Ruta27/08/2014

Food&arts: el cruce entre teatro y cocina

Teatros del off, propuestas independientes, lugares cancheros y jóvenes, que duplican la apuesta: grandes obras sobre el escenario y rica comida y bebida en las mesas. La unión de escenario y gastronomía es posible. Y esos lugares se encargan de demostrarlo.

Podemos decir que, en materia culinaria occidental, todo comienza en Grecia y continúa en París: primero fue Baco, dios griego del vino, la agricultura y el arte; siglos más tarde, Monsieur Boulanger, un panadero y actor aficionado que fundó en París el primer restaurante del mundo, nada menos que el Champú d Oiseau. Como se ve, hay una larga tradición que une la buena cocina con las artes escénicas. En nuestros días, los teatros porteños redoblan la apuesta: salas independientes y espacios teatrales del off que unen su propuesta en el escenario con una buena gastronomía, ricos tragos y aperitivos. Ideal para saborear post-función.

El camarín de las musas / www.elcamarindelasmusas.com
Un verdadero clásico de la escena teatral porteña, fundado a finales de 2001 -¡qué época para inaugurar!- en una antigua fábrica de muebles. El camarín conjuga una programación escénica de calidad, ecléctica y variada, distribuida en cuatro salas con capacidades que oscilan entre las 40 y las 90 personas. Al concepto se suma un espacio de arte que se renueva una vez por mes y un restaurante que marca presencia por sus grandes mesas rectangulares. El plan es compartir: actores, parejas cenando, amigos tomando una cerveza antes de la función. El menú diario ofrece, por ejemplo, colita de cuadril al Malbec, bondiola de cerdo a la miel con cerveza o sorrentinos caseros con fileto y crema. La carta se completa con buena variedad de vinos, postres y opciones de cafetería. Los recomendados del Camarín: Entonces bailemos, de Martín Cárdenas -sábados a las 23- que recorre distintas historias donde el amor y el sexo se cruzan con el dolor y la violencia; Siento cosas por mí, de Claudio Matos, todos los viernes a las 23; y la genial Parte de este mundo, los domingos a las 20, de la que ya te contamos en esta nota.
Camarín de las musas / Mario Bravo 960

Setas de cardo / No avestruz / www.noavestruz.com.ar
De la unión de un grupo de amigos y las ganas de formar un espacio donde confluyan el arte y la gastronomía nació Setas de cardo. Dirigido porMariana Beidenegl, la propuesta se desarrolla en la antesala de No avestruz, un multiespacio que abarca el cine, la música, la danza y el teatro y cuenta con una hermosa sala con butacas, sillones y almohadones dispersos a metros del escenario, ideal para propuestas intimistas. En este combo artie, también se suma una galería de arte y un espacio para cursos, workshops y charlas temáticas. El restaurante ofrece platos ricos y abundantes: tacos vegetarianos o de pollo con papas bravas, tartas individuales de estación o sándwiches de pan casero. Para beber, tragos simples, limonadas y batidos de frutas naturales. Los sábados de septiembre a las 22.30 se presenta en No Avestruz Naik, una obra inspirada en un futuro repleto de energía, arrastre y succión.
Setas de cardo / No avestruz / Humboldt 1857

La carpintería / lacarpinteriateatro.wordpress.com
Dirigida por tres jóvenes actrices, La carpintería nuclea una hermosa sala para más de 100 personas con un coqueto restó, ideal para amenizar la espera pre función o discutir sensaciones a la salida del teatro. El lugar ofrece una carta abundante en cervezas y tragos. La especialidad de la cocina es el sándwich La carpintería, con salmón, rúcula, queso crema y tomates confitados. El espacio, además, es asaltado con asiduidad por músicos y artistas que amenizan la cena o el aperitivo de ocasión. Para no perderse: El centésimo mono, dirigida por Osqui Guzmán. La historia de tres magos que se debaten entre la vida y la muerte mientras revelan los secretos de su profesión. Todos los viernes a las 20.
La carpintería / Jean Jaures 858

C.C. Matienzo / www.ccmatienzo.com.ar
En la frontera entre Villa Crespo, Palermo y Almagro se ubica el Club Cultural Matienzo en su nueva versión, verdadera referencia cultural de la ciudad. Hay de todo: ciclos de cine, conciertos, talleres, artes audiovisuales y escénicas, además de la famosa radio Colmena. El Matienzo cuenta con un bar -dividido en dos espacios bien diferenciados, la terraza y la planta baja- que ofrece platos de estación, cazuelas, wok de vegetales, hamburguesas y empanadas, además de cervezas y tragos. La programación es impecable, con opciones para todos los gustos. En lo que hace a teatro, en septiembre brilla Los Rubiecitos, de Laura Derpic, los martes y jueves a las 20.30, y los viernes a las 20.
Club Cultural Matienzo / Pringles 1249

Hasta Trilce / www.hastatrilce.com.ar
Un espacio amplísimo, que contiene una barra que crece de manera longitudinal, sillones, alfombras, mesas de madera y lámparas colgantes que caen del cielo raso. Así es el bar de Hasta Trilce, un espacio teatral que abrió sus puertas hace poco menos de dos años en el barrio de Almagro. Con el pulso de un teatro de los años ´50, Hasta Trilce -sí, su nombre es un homenaje al poeta César Vallejo- fusiona las artes escénicas con la música y la gastronomía. En su propuesta ofrece pizzas (que son realmente deliciosas, finitas, crocantes), empanadas, buenos tapeos, picadas y cuatro platos elaborados que se renuevan semanalmente, además de tragos -muy bien servido el Gin&Tonic- y bebidas para relajarla, bien arrellanado en un sofá, antes y después de la función. Los sábados a las 22.30 vayan a ver Inteligencia Artificial, de Miguel Galperín, un monólogo definido como teatro musical.
Hasta Trilce / Maza 177

El Extranjero / www.elextranjeroteatro.com
El extranjero teatro combina muy bien la cocina casera con una programación de alta calidad. En este bar literario -que cuenta con un buen catálogo de textos teatrales- abunda el clima acogedor y una carta que pivotea entre las picadas -individuales y para compartir- acompañadas por pan casero y papas al romero, cervezas, vinos y sándwiches de salmón, pastrón y lomito de cerdo. El must de la sala es La fiera (domingos a las 21), de Mariano Blanco, una historia de venganza en la noche profunda de la selva tucumana. Y claro, el best seller actual de este teatro, la obra Spam, de nada menos que el gran Rafael Spregelburd (jueves y viernes a las 21, sábados a las 16.30), en otra de sus geniales fantasías apocalípticas.
El extranjero / Valentín Gómez 3378

Martín Jali

¿Te gustó? Compartilo o dejá tu comentario

TOP DE NOTAS !